Adiós Tailandia

Se acabó lo que se daba en Tailandia. Los últimos acontecimientos han llevado al gobierno tailandés a regular la gestación subrogada y por lo que parece dejará de ser un destino posible. Por lo que parece quedará muy limitado a parejas heterosexuales tailandesas y sin que haya compensación económica alguna. Parece que también se va a desbloquear la situación para las familias españolas que están atrapadas en Tailandia y las que están embarazadas.
Esta alegría no nos debe tapar los ojos sobre una realidad que sólo era cuestión de tiempo. En entradas anteriores ya avisábamos de los peligros que tenía acudir a un país donde no existía regularización alguna, donde no había ningún tipo de legislación en caso de desencuentros y donde todo quedaba reducido a la buena fe de todas las partes. Finalmente la situación explotó con dos casos que ponían los pelos de punta y que nos dejaban a los que defendemos la gestación subrogada a los pies de los caballos.
Siempre hemos sido muy reacios con las agencias que ofrecían Tailandia como destino posible para un proceso de gestación subrogada. Amparándose en la gestación subrogada ética (término que no acabamos de entender) nos explicaban las bondades del proceso en Tailandia y la seguridad que ofrecía cuando sabían perfectamente que no era así. Si uno lee las distintas páginas web de agencias que ofrecen sus servicios en Tailandia (aún lo siguen ofreciendo) no se lee una sola linea donde se diga que no está regularizado, que todo la legalidad está basada en un vacío legal o acerca de los múltiples problemas que se están encontrando las familias para poder volver a España con su(s) hijo(s). Nada, ni una palabra.
Llevamos mucho tiempo mordiéndonos la lengua acerca de lo que nosotros consideramos un proceso de gestación subrogada, o más bien dicho de lo que no consideramos un proceso de gestación subrogada tal y como nosotros lo entendemos y lo vivimos . El motivo principal no era otro que el de no intentar hacer valer nuestra “moral”(entendiendo por moral el hecho de acudir a un país donde no está regularizado, con todo lo que puede conllevar) por encima de la de nadie y no hacer de la capacidad económica de cada uno un motivo de discriminación, ya que al fin y al cabo a todos nos une un mismo sentimiento, que no es otro que el de formar una familia. Pero desde el mismo momento que decidimos mostrarnos en público en una serie de artículos de periódicos, mostrando indirectamente a nuestro hijo, si que queremos desmarcarnos de ciertas prácticas que no se asemejan en nada a lo que nosotros defendemos y por las que no tenemos ningún problema en dar la cara, y ojo, con esto no estamos defendiendo sólo la gestación subrogada en EE.UU ya que hay otros destinos hacia los cuales no tendríamos ninguna crítica (Ucrania o Rusia) ya que ambos países tienen una legislación muy clara acerca de la gestación subrogada, con la que se estará más o menos a favor, pero donde no hay margen para las sorpresas (sin querer obviar con esto el conflicto bélico entre ambos países). Es decir, no se trata de países sino de leyes, de leyes que protejan a todas las partes que formamos parte de un proceso tan complejo como este y que nos delimiten muy claramente hasta donde llegan nuestros derechos y nuestras obligaciones.
Es por eso que nosotros no nos fiaríamos mucho de aquellas agencias que ofrecen o han ofrecido Tailandia en su cartera de servicios…

R&C

Etiquetas: , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: