Fiesta de aniversario

Este fin de semana ha sido especial y emocionante. Han pasado ya 365 días desde que un mail, a altas horas de la noche, nos avisaba de que al día siguiente nuestro hijo iba a nacer, así que para celebrarlo nos reunimos con amigos  y nuestro hijo “sopló” su primera vela rodeado de cariño y regalos.  De entre todo los regalos hubo uno que nos hizo mucha ilusión. Era un regalo que venía de Atlanta y que nos mandaba(quien fue nuestra surrogate).

Queremos aprovechar este post para hablar un poco de la figura de la surrogate, de como lo enfocábamos al principio y de como fue evolucionando nuestra relación hasta el día de hoy, pasando por momentos buenos y otros no tan buenos.

Para entender la relación nos tenemos que remontar a finales del 2010, momento en el cual tomamos la determinación de empezar un proceso que nos sonaba poco menos que a chino. En ese momento, y todo debido a un desconocimiento total del tema, nuestra intención era la de pasar de puntillas, hacerlo rápido y con los mínimos vínculos emocionales hacia cualquier parte involucrada en la subrogación. Eso nos llevó a descartar los perfiles más altruistas, los de mujeres que querían compartir la “magia de la maternidad” con aquellas parejas que no somos capaces por nuestros medios y buscar algún perfil más práctico, y en esas apareció A. 

A: Mujer de 35 años, madre de dos niños, residente en Atlanta y empleada en una compañía en el departamento de Recursos Humanos. Lo que más nos gustó en ese momento fue su practicidad. Nunca nos habló de “compartir la magia”, sino que nos hablaba de que los embarazos le sentaban bien, y que el dinero ganado le iba a servir de ayuda en la futura educación de sus hijos. Ese punto de vista tan práctico, junto al hecho de tener seguro propio nos llevó a no dudar ni un segundo de que ella iba a ser nuestra surrogate.

Nuestro primer contacto fue bien. Nos conocimos en persona en L.A  durante el proceso de transferencia. Aprovechamos los casi 5 días que estuvimos juntos para hacer turismo por la zona y conocernos un poco mejor, y la impresión de practicidad que tanto nos había gustado se reafirmó, así que empezamos el embarazo contentos y convencidos de nuestra decisión.

Fue durante la evolución del embarazo que esa practicidad tan buscada al principio se volvió en contra nuestra, ya que por el lado médico se comportó de una manera muy profesional, cuidándose como si el hijo fuera suyo, pero por el lado emocional fue bastante fría. Sólo recibíamos mail los días que tenía visita médica para decirnos que todo iba ok y poco más. De hecho adquirimos la postura de “no news, good news”, y así fueron pasando lentamente los meses.

Y así hasta llegar a los seis meses de embarazo, momento en el que decidimos ir a Atlanta a preparar el futuro nacimiento de nuestro hijo. Tenemos que reconocer que íbamos con un poco de recelo hacía ella, pero fue vernos en Atlanta y ver que estaba radiante, bien cuidada y entendimos que su parte del acuerdo lo había cumplido con creces, y que la parte empática era lo que habíamos querido nosotros al principio ,que ella era así y por eso la habíamos escogido a ella. Ese viaje a los 6 meses y el posterior nacimiento del niño hicieron limar asperezas. Nos ayudó en la organización, nos abrió su casa para poder dejar cosas compradas y al final de nuestro viaje organizamos una comida con toda su familia. No podríamos decir que somos amigos, pero si que existe una relación de mucho cariño por ambas partes.

Todo esto lo explicamos para que no se banalice la elección de la surrogate. Hay que pensar que durante un año va a ser la persona más importante de vuestra vida, por lo que pensar el tipo de relación, frecuencia de contacto y el como enfoca ella la subrogación nos parecen puntos importantes para decantarse por una o por otra.

Por nuestra parte poco más, felicitar a Little R por su primer aniversario y agradecer a el regalo mandado, y tal y como le dijimos la última que nos vimos: “thanks for being our surrogate

R&C

Etiquetas: , , ,

8 responses to “Fiesta de aniversario”

  1. Mari Garcia says :

    Enhorabuena por ese maravilloso primer aniversario de Little R.
    Muchas Felicidades!!!

  2. Nati y Juan says :

    Enhorabuena por el primer cumple !!!!
    Y como siempre muchas gracias por compartir con todos nosotros vuestra experiencia , ya sabéis que sois de gran ayuda.
    Muchos saludos

  3. Andrea says :

    Felicidades!
    Aprovecho tambien para daros las gracias por todas las dudas que ayudais a resolver🙂

    • R&C says :

      Gracias Andrea! Por lo que he visto en el foro ya estáis en lista de espera no? Ya queda menos… Mucha suerte!!

      • Andrea says :

        Sí, hace ya 2 meses! Pero el tiempo pasa tan lento para el que espera… Paciencia!
        Me ha encantado esta entrada, tenéis toda la razón en lo que decís🙂. En nuestro caso es mi marido el que prefiere una relación más distante con la surrogate, yo imagino que por miedo… A mi en cambio me ilusiona muchisimo poder compartir cosas con ella, sentimientos… Soy más sensiblona🙂. A ver si la cosa empieza a moverse!
        Un abrazo

  4. Anónimo says :

    Muchas Felicidades! Gracias por todas vuestras aportaciones. Begoña

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: