Algunos consejos…

Tal y como os contamos en el anterior post, debido a las pocas noticias que recibíamos de E.E.U.U, más la necesidad de empezar la “preparación del nido”, nos llevó a tomar la decisión de hacer un viaje relámpago de cinco días a Atlanta, lo que nos sirvió muchísimo para encarar con más tranquilidad la parte final de embarazo y dejar todo bien preparado para dar la bienvenida a little R.

En este post, más que explicar el viaje en sí, lo que queremos es dar algunos consejos prácticos, basados en nuestra experiencia, y que creemos que pueden ser útiles para aquellas parejas que no residen en E.E.U.U.

1- Alojamiento: Teniendo como única premisa el quedarnos en un apartamento y no en un hotel, y con la gran ayuda de unos amigos que llevan viviendo 4 años en Atlanta, aprovechamos el primer dia para ver las distintas zonas residenciales que nos podrían interesar. Básicamente existían 3 opciones, con ventajas e inconvenientes, que eran: Midtown, Perimeter, otros suburbios.

Las ventajas del midtown eran la zona (gente joven, encuentras de todo andando, zona animada etc), siendo los inconvenientes el precio y el tamaño reducido de los apartamentos. En cuanto al Perimeter, la gran ventaja es que está al lado del hospital, pero la zona en si tiene poco atractivo, ya que básicamente encuentras grandes empresas y mucho asfalto, y la única opción de alojamiento eran apart-hoteles que no son precisamente baratos. Finalmente nos quedaban los suburbios, donde si podías encontrar apartamentos más amplios, a mejor precio, pero bastante alejado de todo.

Hay que tener en cuenta también el tema del coche de alquiler, en general en E.E.U.U. todo está a escala de coche, hay pocos sectores en donde puedas encontrar tiendas y restaurantes andando, en nuestro caso el único sector que nos permitía prescindir del alquiler del coche por toda la estancia es el Midtown, en cualquiera de las otras opciones el coche es fundamental, así que con todos estos estos condicionantes y gracias a la gran gestión de nuestros amigos hemos encontrado un apartamento en el Midtown por 6 semanas a 1.500$, necesitando coche de alquiler sólo para los días que el bebe estará en el hospital (dos, si todo va bien).

Para buscar alojamiento os puede ser útil esta página: http://www.airbnb.es/. Página que te pone en contacto con gente que alquila su apartamento y donde podeis encontrar apartamentos en casi cualquier parte del mundo.

2- Tema logístico: Varios son los motivos por los que os aconsejamos comprar todo lo que vais a necesitar para el mes en E.E.U.U. El primero es la movilidad, ya que cuantos menos viajes tengas que hacer con carrito, silla del coche, moises y ropa mejor para vuestra espalda. El segundo es el precio, ya que por lo general todo es más barato allá. Nuestra tienda de referencia fue Buy Buy Baby, tienda que se encuentra en la mayoría de estados, donde por 500$ compramos el carrito, la silla del coche y un moisés (que están esperando en casa de A nuestra próxima llegada a Atlanta). En cuanto a la ropa de bebe la mejor tienda que encontramos en cuanto relación/precio fue Carter’s ropa muy original y a muy buen precio.

3- Visita al hospital: A pesar de que todo el tema de la subrogación es legal en casi todos los E.E.U.U  cada estado es un mundo, y las diferencias al respecto entre California y Georgia son notables. Pocos son los casos que se han dado en el hospital donde va a nacer little R, de hecho, la chica que nos atendió sólo recordaba uno; y el doctor, que ya tiene una edad, es el primer caso de subrogación que lleva. Todo esto llevó a una visita por el hospital un poco peculiar donde más que guiarnos ellos a nosotros, los tuvimos que guiar nosotros a ellos, pero no queremos dar la sensación de que la visita no fue provechosa, ya que lo fue mucho, no sólo por la gran amabilidad de la gente, sino también por ya saber a quien dirigirnos, o algo tan básico como saber donde queda el hospital, cuál es el protocolo general del parto, etc. Es importante saber también que en E.E.U.U no puedes sacar a tu hijo del hospital a no ser que lleves contigo una sillita adaptable al coche, donde una enfermera te va a acompañar y se va a asegurar de que la fijes correctamente antes de poder irte.

4-Trámites notariales: Sin duda alguna, dejad para E.E.U.U todo documento que requiera una figura notarial. Las diferencias entre España y E.E.U.U son abismales, y lo que en nuestro querido país te supone pedir hora, traducir oficialmente 40 folios del inglés al castellano y pagar un pastón por ello, en E.E.U.U lo tienes solucionado en 15 minutos. Sólo tienes que ir a cualquier agencia de transporte (UPS), allí mismo encontrarás un notario público, quien al momento te firmará los papeles, y el mismo se encargará de mandarlos donde haga falta. No hace falta decir que pagas una cuarta parte de lo que tendrías que pagar en España.

Estos documentos son los referidos a la custodia del niño, en caso de que a ambos nos pasara una desgracia (ya dijimos en anteriores posts que todo queda muy bien atado, y que a veces hay que contestar cosas que nunca se te han pasado por la cabeza).

R&C

 

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: